Martin Achirica.jpg

Martín Achirica 

Comunicólogo de profesión y dedicado al mundo de la música y entretenimiento por más de 25 años, inició una búsqueda hace 10 hacía la comunicación interna en diferentes disciplinas a nivel nacional y en varios países del mundo, religiones, así como en chamanismo, tradiciones ancestrales y filosofías. Siendo empático con la filosofía de Carl Jung, “Él que mira hacia adentro descubre y él que mira hacia afuera sueña, y aquello que no puedes ver no lo puedes sanar y lo llamarás destino”, y es así que Martín descubre que en vez de buscar lo extraordinario como fin último, es mejor hacer de lo ordinario algo extraordinario, pues es mucho más importante desaprender que aprender y que la percepción e inteligencia emocional son eslabones de vital importancia en el camino al bienestar y la salud. 

Durante los últimos 7 años, se ha dedicado a la propuesta y protocolos de medicina integrativa, una medicina que coadyuve con la medicina occidental, para el bienestar de los seres humanos, proponiendo un nuevo paradigma, donde se cambia la visión del paciente al actiente (aquel que participa de manera activa y consciente en el tránsito hacia su salud y bienestar). Entendiendo los cuatro cuerpos que conforman nuestra existencia y manifestación de vida, como su atención integral en el mentalismo, en las emociones, en la energía y en nuestro cuerpo físico.  Apoyándose en la sabiduría oriental, lo nuevo en física cuántica y tecnologías de vanguardia principalmente por la cámara Kirlian y la tecnología creada por el Dr. Korotkov en Rusia, así como utilizando el cuarzo, biomagnetismo, meditación, quiropráctica, acupuntura, Perdón Radical de Colin Tipping, los colores y las notas musicales para vincularlo a la cartografía oriental de meridianos. Es así, cómo se integra una opción que lleva al equilibrio y armonía de nuestro cuerpo y sus centros energéticos, logrando ya resultados en el acompañamiento humano como espejos de realidades vividas que están teniendo éxito y siendo sometidas a investigación. 

 Hoy se encuentra dentro del Hospital Español, el más grande de América Latina, con su propuesta de trabajo integrativo: Spes la Clínica del Alma.